Altos cargos del Gobierno, familiares, expolíticos y empresarios componen los séquitos oficiales que acompañan a la Casa Real en sus viajes oficiales. Esto no es un misterio, pero no existe un listado público detallado de personas que escolten al jefe del Estado en sus actos en el extranjero, más allá de las notas de prensa de la Casa del Rey. El Ministerio de Asuntos Exteriores, tras una solicitud de información realizada por Civio a través del Portal de Transparencia, revela los acompañantes del monarca en sus visitas a otros países, aunque sólo informa de 23 de sus viajes entre 2010 y 2015. Pero, según la web de Casa Real, el rey –Juan Carlos I o Felipe VI tras la abdicación de su padre– ha protagonizado 45 viajes al extranjero. Las discrepancias en los datos no se quedan ahí, ya que Hacienda asegura haber pagado 79 viajes de Casa Real –en su conjunto– entre 2010 y 2014, mientras que las notas de prensa reseñan 90 en el mismo periodo. Según las fuentes consultadas, el número de viajes del monarca o de los miembros de la Familia Real pasan de 23 a 45 o de 79 a 90.

El documento remitido por Exteriores lista los cargos de los integrantes del 'séquito oficial' de 23 de los viajes oficiales del monarca. Según su definición, estas personas forman parte de la comitiva que viaja desde Madrid y acompaña durante toda la visita a la Jefatura del Estado. Gracias a esta información parcial podemos conocer cuál fue el séquito más numeroso en un viaje oficial y de Estado de la Jefatura del Estado, el que se trasladó a Marruecos en 2013: 48 personas acompañaron a Juan Carlos I.

Entre los acompañantes se encontraban todos los exministros de Asuntos Exteriores vivos de todos los gobiernos, a excepción de Fernando Morán, que no viajó por motivos de salud: ​Marcelino Oreja, Javier Solana, José Pedro Perez Llorca, Carlos WestendorpAbel MatutesJosep PiquéMiguel Ángel Moratinos y Trinidad Jiménez. Al margen del séquito oficial y de la nota de prensa de Casa Real, los vídeos y las imágenes sitúan también en Rabat a Manuel Teruel, entonces presidente del Consejo Superior de Cámaras de Comercio, o Joan Rosell, presidente de la CEOE, que firmó, en presencia de ambos monarcas, un convenio con la Confederación General de Empresarios de Marruecos, la asociación de la patronal de Marruecos. Las crónicas de los medios y agencias, como Europa Press, contaban también con la asistencia de los máximos responsables de 27 grandes empresas españolas, como Abengoa, Acciona, Ferrovial, Endesa, Talgo, Iberia, Globalia, Inditex, Teléfonica o Indra. A este viaje acudieron cinco ministros del Gobierno de Rajoy, lo que simboliza la magnitud e importancia de la visita.

 

Listado oficial de acompañantes del jefe del Estado en sus viajes entre 2010 y 2015

 

Infografía: Raúl Díaz​ Poblete​. Fuente: Ministerio de Asuntos Exteriores

 

A más ministros, más empresarios

Por regla general, a más ministros, más empresarios. Todos juntos en unos viajes en los que el monarca crea el clima necesario para conseguir contratos e inversiones, como argumentó el jefe de la Casa del Rey, Rafael Spottorno, en declaraciones para El País durante su visita a Kuwait. Entre los viajes oficiales de la Casa Real con más músculo político están los realizados a Bahrein, Omán y Emiratos Árabes Unidos (2014), donde cinco miembros del Gobierno acompañaron en esta gira por Oriente Medio a 16 directivos, entre los que se encontraban Esther Alcocer Koplowitz (FCC), Florentino Pérez (ACS), Javier Monzón (Indra), José Lladó (Técnicas Reunidas), José Terceiro (Abengoa), Santiago Bergareche (Cepsa),  Domingo Ureña (Airbus), Jacinto Rey González (Constructora San José) y José Manuel Revuelta (Navantia).

Otro de los destinos visitados por las compañías españolas junto al monarca y varios ministros es India (2012). Cuatro ministros escoltaron a 14 empresarios, como Juan Miguel Villar Mir (OHL), Manuel Manrique (Sacyr), Regino Moranchel (Indra), Arturo Fernández (en su papel de vicepresidente de la CEOE). Otro nombre que surge tras revisar las imágenes de los almuerzos empresariales es el de Juan Ignacio Entrecanales (Acciona). Hasta ahora, la única forma de saber qué empresarios participaron en las visitas de Estado del rey se reducía a las fotos de familia o las crónicas de los periodistas desplazados para cubrir los viajes de la máxima representación del Estado.

 

 

Rusia es otro de los países donde los directivos del mundo de la empresa mejor acompañaron a Juan Carlos I –o su heredero– en los últimos años. En su primera visita en 2011 a San Petersburgo, tres ministros de Zapatero custodiaron, de manera oficial, a los monarcas. Pese a no formar parte del cortejo real, los presidentes de Iberia, Acciona, Indra y Repsol participaron junto al rey en un encuentro empresarial con empresarios rusos.

Un año después, el monarca volvió a la Federación Rusa para visitar Moscú. Esta vez le escoltaron, como único séquito oficial según Exteriores, 10 presidentes y consejeros de varias constructoras. Repitieron, ya junto al rey desde Madrid, Antonio Brufau (Repsol) y Monzón (Indra), además de Villar Mir, Alcocer Koplowitz, Lladó, entre otros. Gracias a las notas de prensa de Casa Real, sabemos que, una vez allí, Juan Carlos I estuvo acompañado por Margallo y por José Manuel Soria, entonces ministro de Industria. En sus viajes oficiales, el jefe del Estado siempre debe estar acompañado por el presidente del Gobierno o un ministro de jornada para poder refrendar, con su presencia, los actos del rey de acuerdo con los artículos 56.3 y 64 de la Constitución. Así mismo, Felipe VI partió a Etiopía sin la compañía de ningún ministro, de acuerdo al listado de Exteriores, aunque según Casa Real voló a Addis Abeba junto a Soria

El listado de comitivas reales ofrecido por Exteriores también revela que Isabel Barreiro, la esposa del canciller español, José Manuel García Margallo, viajó en 2014 a Estados Unidos junto a los reyes, Felipe VI y Letizia, como parte del séquito oficial que les acompañó durante su visita a la sede de las Naciones Unidas en Nueva York. Barreiro no pertenece a la Administración Pública: renunció a su acta de diputada en la Asamblea de Madrid en agosto de 2010, después de su cese como directora de Gabinete del Consejero de Sanidad de la Comunidad, Juan José Güemes, para incorporarse como Directora Autonómica de Asuntos Sanitarios en la farmacéutica GlaxoSmithKline en septiembre de 2010, donde trabaja en la actualidad.

Desde el Ministerio de Asuntos Exteriores aseguran que es habitual que el cónyuge de un ministro acompañe a la reina siempre que el viaje tenga un "componente social". De hecho, insisten en que este viaje "no es el primero" ya que no se circunscribe a la legislatura del Gobierno de Rajoy. "Sucede de manera tradicional", afirman. En aquellos viajes en los que no acuden los reyes, la presencia de la pareja del ministro se debe, según Exteriores, a la invitación de los anfitriones a cenas y visitas oficiales, donde llevan a cabo un "trabajo de representación". Pese a esta consideración, los departamentos de prensa no ofrecen información de forma proactiva de las delegaciones que viajan junto a los altos cargos.

El Archivo General como última frontera de la información

Entre los viajes no mencionados por Exteriores están los viajes de trabajo de Casa Real –recogidos entre las más de 500 notas de prensa del apartado de 'Viajes oficiales' de su página web–, como las visitas de Juan Carlos I a Brasil –donde tuvo lugar la foto del saludo entre el rey y Emilio Botín, vestido de riguroso rojo corporativo– y Chile (2012), Italia (2011), Kuwait, Qatar, Emiratos Árabes (2010), en los que participó en diferentes foros empresariales.

Los datos que sí tenemos provienen del Introductor de Embajadores, unidad de Exteriores que, entre otras funciones, prepara, coordina y ejecuta los actos oficiales y ceremonias relacionados con la política exterior del Estado, tanto en territorio nacional como en el exterior. En particular, gestiona los viajes de Estado de los reyes de España, los viajes oficiales del jefe del Estado al extranjero y las visitas oficiales a España de los jefes de Estado extranjeros.

La información remitida por el Introductor de Embajadores comprende los viajes de Estado y viajes oficiales del rey desde 2010 hasta 2015, puesto que la información anterior ha sido trasladada al Archivo General. Pese a solicitar su consulta, el Gobierno ha denegado el acceso a esta información en aplicación de la Ley de Secretos Oficiales.

Esta Ley, así como diferentes acuerdos en el Consejo de Ministros y decretos ministeriales, permite clasificar toda la información relativa a los viajes de Jefatura del Estado y Presidencia del Gobierno. Sin embargo, los documentos concernientes a los traslados del resto de las autoridades están exentas de esta confidencialidad. De hecho el Consejo de Transparencia la cataloga como información pública de especial relevancia. Pese a todo, el Gobierno oculta esta información.

  • Hace unos días publicamos en Tu Derecho a Saber que Defensa esconde el nombre de los acompañantes de los ministros, pese a que una resolución del Consejo de Transparencia le insta a entregar la información. Entretanto, el proceso lleva más de seis meses en curso.